Archivos de la categoría Sociología

El racismo

El racismo – (François de Fontette)

La palabra racismo tiene un empleo tan corriente en nuestros días que a muchos les sorprendería comprobar que se trata en realidad de un neologismo. Es bastante instructivo seguir la introducción del término y la evolución de su definición en el “Petit Larousse Illustré” que parece un fiel reflejo de la aceptación de una palabra en el lenguaje, y que comporta una edición nueva cada año. ¡”Racismo” no aparece hasta… 1946! La definición es breve: “Teoría que persigue fijar la pureza de ciertas razas“; cambia en 1948 para convertirse en “Teoría que que tiende a preservar la pureza de la raza en una nación“; esta definición es inamovible hasta 1960, que es cuando se transforma y se precisa, siendo entonces el “sistema que afirma la superioridad de un grupo racial sobre los otros, preconizando, en particular, la separación de estos últimos en el interior de un país (segregación racial)”, y en 1966 se le añadirá “apuntando incluso al exterminio de una minoría (racismo antisemita de los nazis)”; tal es la definición que se vuelve a encontrar todavía en la edición de 1975. Más adelante hubo otras especificaciones definitorias hasta nuestros días.

Deberíamos sorprendernos de la importancia que muchos conceden actualmente a las particularidades, y ello sin ninguna duda en nombre del antirracismo, pero sin que adviertan que el simple hecho de realzar excesivamente las diferencias es, justamente, el enfoque que está en el origen del racismo. Indudablemente es esencial que se respete al prójimo y se sepan aceptar sus diferencias. Pero fundamentar su inserción en la comunidad humana teniendo únicamente en cuenta lo que separa, en detrimento de lo que une, sería una paradoja.

La “negritud“, el folklore bretón, o las peculiaridades corsas, deben respetarse porque tanto los negros como los bretones, o los corsos, tienen en común la naturaleza humana. El pensamiento antiguo, la tradición judeocristiana, y la filosofía del Siglo de las Luces, coinciden aquí en un humanismo que en casi todo el mundo ha sido singularmente criticado en la segunda mitad del presente siglo. La fría tecnocracia que trata al hombre como si se tratase de una hormiga, no demuestra hacia él mucho más aprecio del que le concedía el racismo hitleriano. Si todo estuviese permitido, si no existiesen ya ni el bien ni el mal, ¿en nombre de qué se iba a resistir a la tentación racista?

Estética

Estética – (Félicien Challaye)

La Estética es el estudio o ciencia del arte, de las artes y de lo bello.

Cualesquiera que sean las definiciones que convengan a las palabras Arte y Bello, la existencia del arte es un hecho; es asimismo un hecho el gusto de la belleza.

Hay hombres que son arquitectos, escultores, cineastas, grabadores  —artistas–.  Todos distinguimos lo bello y lo feo; todos preferimos la belleza a la fealdad. Cuando oímos o pronunciamos estas palabras, les damos un sentido, antes de poder formular de ellas una definición satisfactoria.

Partiendo de estos datos previos, trataremos de aclararlos proponiendo los problemas siguientes:

¿Qué es la Estética? ¿Cuál debe ser su método? ¿Qué es el Arte? ¿Qué es la creación artística? ¿Qué papel desempeña el arte en la vida individual y en la vida social? ¿Cuales son las diferentes artes, cuál su origen, cuál su desarrollo? ¿Qué es lo Bello? ¿Qué es lo hermoso, lo grandioso, lo gracioso, lo sublime, lo cómico?

Pronósticos del futuro

Pronósticos del futuro – (Erich JantschHerman Kahn)

Este volumen, presentado por Robert Jungk, reúne once trabajos de eminentes especialistas acerca de los desarrollos más probables de la Ciencia; la Técnica y la Sociedad durante las próximas décadas: Las modernas técnicas de prognosis hacen que tales Pronósticos del Futuro no sean ya vanas especulaciones sino evaluaciones racionales de los límites y posibilidades de lo real que, como señala Erich Jantsch pueden permitir al hombre controlar las fabulosas fuerzas liberadas por la Tecnología y configurar su propio destino.

Olaf Helmer apunta las direcciones en que avanzará la investigación científica, destinada a alcanzar grandes éxitos en la Biomedicina, la Cibernética y la tecnología de los recursos naturales.

Ali Bulent Cambel se ocupa de las fuentes de energía y William L. Swager de los nuevos materiales de los que plausiblemente podrá disponer la industria del futuro.

Los temas de la Automatización, las Comunicaciones y el Transporte corren a cargo de Hasan Ozbekhan, Jhon R. Pierce y Gabriel Bouladon. Corresponde a Robert C. Seamans Jr el examen de los objetivos probables de las exploraciones espaciales. Robert U. Ayres analiza las esperanzadoras perspectivas de la producción alimenticia, que a finales del siglo podría satisfacer las necesidades de una población cuyo numero  —según Roger Revelle—  se habrá duplicado. Por último, Herman Kahn esboza las líneas generales de la sociedad mundial a comienzos del siglo XXI.

Feminismo para principiantes

Feminismo para principiantes

Feminismo para principiantes – (Nuria Varela)

¿Quiénes eran las sufragistas?

¿De dónde sale el feminismo radical?

¿Por qué se habla de marxismo y feminismo como de un matrimonio mal avenido?

¿Por qué el feminismo ha sido vilipendiado y ridiculizado?

¿Por qué las feministas han sido tratadas de “marimachos”, feas o mujeres insatisfechas sexualmente?

¿Cómo y dónde surge la expresión “violencia de género“?

¿Qué relación hay entre el feminismo y los accidentes de tráfico?

¿En qué consiste la masculinidad?

A partir de estos interrogantes, y otros muchos, la autora repasa tres siglos de hacer y deshacer el mundo, de alumbrar líderes fascinantes, y narra la aventura de una agitación social que ningún otro movimiento ha conseguido mantener durante tanto tiempo. 

El Capital

El capital

El Capital – (Karl Marx)

La evolución fatal de la lucha de clases, según Marx, conducirá a la lucha armada, cuando la situación esté preparada por la crisis interna del capitalismo, corroído por sus propias contradicciones. La lucha llevará a las clases obreras a la conquista del poder y después de esta victoria amanecerá un nuevo mundo sin clases.

¿Una gran utopía? Posiblemente, pero lo cierto es que el marxismo, cuyas líneas maestras están trazadas en “El Capital“, aunque en su primitiva pureza ha sido abandonado hasta por quienes prometieron seguirlo, ha marcado profundamente el pensamiento humano, ha penetrado en todos los ramos de la ciencia y ha empapado la conciencia del hombre moderno, como no lo había hecho ninguna otra “versión” del mundo y de la historia.

Ni Comunismo, ni Fascismo, ni Capitalismo

Aguila

Los Estados se hacen la guerra por el control unilateral de un pedazo de tierra o de una lengua de mar, que dicen que les pertenece en exclusiva. ¿De dónde nace ese “derecho en exclusiva”? Sencillamente, no existe tal derecho. El pedazo de tierra y la lengua de mar son anteriores a los Estados, a las poblaciones que sirven de soporte a esos Estados, y son partes integrantes del patrimonio común de la Humanidad. Todos los hombres por igual, cualquiera que sea su raza, color o época de su paso por el mundo tienen un igual derecho sobre el espacio. Cuando este concepto de Derecho Natural sea aceptado por los rectores de las cosas públicas y codificado, habrá desaparecido la causa principal de las guerras y la inseguridad económica.

Diccionario de Mitología

Diccionario de mitologia

Diccionario de Mitología

En términos generales se puede definir a la mitología como la ciencia que examina las leyendas de la cosmología, de los falsos dioses y de los héroes.

La palabra “Mitología” se emplea asimismo para designar aquellas leyendas (cosmogónicas), y de esta manera, cuando se habla, por ejemplo, de la mitología de los romanos, se comprende en su estudio el conjunto de las leyendas aludidas, divinas y heroicas, propias de Roma.

Con la expresión Ciencia de la Mitología se intenta determinar los esfuerzos realizados desde los tiempos más remotos para explicar y dar un cierto sentido racional y humano (naturalmente en relación con cada época o ciclo cultural) a los mitos transmitidos por la tradición oral o escrita, aunque, hablando con propiedad, sólo debería darse el calificativo de ciencia (y aun con las naturales limitaciones) a los sistemas modernos que están basados en el estudio sistemático de los hechos y aprovechando todos los datos y documentos reunidos por la filología, la arqueología, la etnología, etc., de la antigüedad clásica, de los pueblos orientales y del sinfín de pueblos salvajes y bárbaros que la sociología etnográfica ha puesto a disposición de los estudiosos.

Mitología EgipciaMitología GriegaMitología NórdicaMitología Romana

Manual de Heráldica Española

Manual de heraldica española

Manual de Heráldica Española – (Eduardo Pardo Guevara)

El presente libro no ha sido concebido como un estudio detallado y minucioso del fenómeno heráldico en toda su amplitud. Éste, con una presencia intensa y continuada a lo largo de ocho siglos, constituye una realidad enormemente compleja y por tanto, difícilmente condensable en un simple manual.

El propósito de las páginas que siguen es más asequible. La escasez de textos serios y rigurosos referidos a ésta disciplina en España y su consiguiente desconocimiento, que impide la superación de antiguos prejuicios, planteaba la urgente necesidad de abordar la publicación de un texto breve, asequible y metodológicamente moderno.

Esperando satisfacer esta demanda, el presente Manual de Heráldica Española pretende ser un útil en el que, estudiantes, profesionales y curiosos encuentren los elementos básicos para valorar acertadamente cuál fue la realidad de las armerías y cuáles son las posibilidades que su estudio puede ofrecer en el marco de las investigaciones históricas.

¿Qué es la Heráldica?

El carácter anfibológico del término HERÁLDICA dificulta en gran medida la posibilidad de ofrecer una definición clara y concreta de lo que es y de lo que estudia esta materia. En principio cabría decir que, tal término, nos remite a una de las funciones, y no precisamente la más importante, de las que tenían encomendadas aquellos oficiales de los reyes, príncipes y magnates que, en la Baja Edad Media, recibieron el nombre de HERALDOS. No obstante, esta referencia es, en sí misma vaga e imprecisa.

Con el término HERÁLDICA puede hacerse referencia tanto a un testimonio forma, un sello con emblemas heráldicos por ejemplo, como a los estudios o reflexiones que hagamos sobre éste. Por consiguiente, y para evitar confusiones, algunas muy arraigadas ya entre los no versados en la materia, parece más apropiado utilizar el término HERÁLDICA, que en sí mismo como adjetivo que es no significa absolutamente nada, acompañado de un nombre que delimite los conceptos o las realidades de referencia: así por ejemplo, emblemas heráldicos, formas heráldicas, usos heráldicos, estudios heráldicos

En cualquier caso, y como un simple intento de aproximarnos a un concepto o a su valoración en el ámbito científico, podemos decir que HERÁLDICA, entiéndase estudio heráldico, hace referencia a aquellas reflexiones entorno al fenómeno emblemático, uso espontáneo de símbolos y figuras esquematizadas, que desde su aparición a comienzos del siglo XII se ha venido configurando como una manifestación de primer orden de las mentalidades individuales y colectivas, y que,  con una presencia continuada e importante, nos ha dejado infinidad de testimonios en sellos, sepulcros, documentos y objetos de todo tipo.

Cabría añadir, por lo que se refiere a su proyección científica, que esta materia tan vaga en sus objetos y en sus límites, se relaciona con mayor o menor intensidad con otras disciplinas como la Sigilografía, la Numismática, la Arqueología o la misma Sociología, ofreciendo en sus más modernos planteamientos sugerentes posibilidades de carácter interdisciplinar.