Archivo de la etiqueta: Francia de Vichy

La Ciudad del Alma

La ciudad del alma

La Ciudad del Alma(Michael Home)

Es muy corriente, y a veces verdaderamente necesario, que el autor de una obra literaria de pura ficción advierta que los personajes, acontecimientos y lugares de la misma son imaginarios y que el contenido de la narración no se refiere, ni por asomo, a una persona viviente. Pero en este libro hay que hacer una pequeña aclaración en este aspecto.

Los acontecimientos básicos de la obra, excepto los políticomilitares  que son bien conocidos y están en el ánimo de todo el mundo, resultan totalmente imaginarios. Los lugares, no, pues se ha procurado que respondan a una realidad topográfica exacta. Kairuán es Kairuán, como Túnez es Túnez. Cambiar de nombres a esta plazas, además de ser absurdo, se prestaría a confusiones. En estos lugares, la imaginación del autor se ha limitado únicamente a supuestas casas y calles.

En cuanto a los personajes, algunos, tales como los directivos de los bandos pro-aliados o Antivichy de África del Norte, tienen en sí algo de realidad. Igual también, aun cuando no pueda ser probado, el enano Totó. En cuanto a otros, como, por ejemplo, el caso de Darlan, éste ha muerto y no puede ser clasificado como “persona viviente”; así sucede también con el Bey Sidi Ahmed II, quien murió y fue sucedido por su primo Sidi Mohammed al Mounsaf; este fué depuesto por los franceses después de la reconquista de Túnez.

Facil es que interese a los lectores saber que en la Maison Carrée estuvieron confinados los veintisiete diputados comunistas detenidos por Vichy, y que los quince individuos detenidos por Giraud, a raíz de la muerte de Darlan, fueron enviados a Boghar.

Quiero expresar aquí mi agradecimiento sincero a los Cuarteles generales de los franceses libres por su generosa ayuda, y, especialmente, a monsieur Jean Parzy, por su valiosa colaboración y por la aportación de muchos datos de interés informativo. Quiero rendir mi tributo de admiración a la obra A Date in the Desert, de George L. Steer, escrita bastante antes de que empezara la guerra y uno de los pocos libros que preveyeron los acontecimientos. Aun hoy, si alguien desea informarse bien de Túnez y de Libia, ha de leer este libro; encontrará en él, entre otras cosas, algunas referencias, de aguda penetración, sobre Sidi Ahmed y la situación general política.